Imagen del Concurso de Crecer Sano
Fill out my online form.

¡Reordenando los hábitos!

No es raro que durante las vacaciones descuidemos un poco nuestra alimentación, ya que salimos más, comemos fuera de la casa en más ocasiones, tomamos más bebidas y consumimos más dulces y helados.

Crecer Sano te entrega algunos consejos para que retomar la rutina no sea tan difícil:

  • Recupera los horarios: durante las vacaciones nos levantamos y acostamos más tarde, lo que hace que retrasemos las horas de comida o simplemente las saltemos. Con la vuelta al colegio se hace necesario ajustar los horarios de sueño y comidas para que nuestro cuerpo empiece de nuevo a funcionar de acuerdo a la rutina.
  • Vuelve a hacer cinco comidas al día: ajustar los horarios de sueño, permitirá regular las comidas y volver a las cinco comidas al día: un buen desayuno, colación, almuerzo, te y comida.  
  • Ajusta las raciones: durante las vacaciones por lo general comemos más porque también nos movemos más; pero finalizadas las vacaciones probablemente estaremos más en la casa y nuestras necesidades calóricas serán menores, así que de a poco, debemos ir ajustando las porciones, considerando siempre una alimentación que incluya todos los grupos de alimentos. 
  • Planifica los menús semanales: para asegurar una buena alimentación, que incluya todos los grupos de alimentos de manera saludable, una excelente opción es planificar las comidas de cada día. Con esto te asegurarás una comida sana y equilibrada. 
  • Vuelve a hacer ejercicio: aprovecha el buen tiempo y camina, anda en bicicleta o vuelve al gimnasio, pero ¡muévete! Retomar tus hábitos de ejercicio contribuirán a recuperar las rutinas alimentarias también.

¡Las vacaciones se acabaron! debemos retomar las rutinas alimentarias y volver a cuidarnos.

Entre podemos hacerlo