Imagen del Concurso de Crecer Sano
Fill out my online form.

La importancia de una alimentación variada

Las múltiples actividades del día a día, muchas veces no dejan espacio más que para comidas rápidas que los niños puedan comer fácilmente y sin peleas. Sin embargo, no siempre son las más saludables o equilibradas.

Cada grupo de alimentos tiene funciones específicas y esenciales, por esto es importante animar a nuestros hijos a comer de todo, aunque no siempre sea una tarea fácil. Lograr que coman frutas y verduras, en ocasiones puede ser un verdadero reto.  

  • Incluye al menos 2 porciones de frutas y 3 de verduras al día.
  • Los carbohidratos son su principal fuente de energía. Elige de preferencia los integrales como la quinoa, pan integral, arroz y galletas integrales, barritas de cereal entre otros.
  • Las proteínas de origen animal son esenciales para su crecimiento y formación de tejidos como los músculos. Huevo, pollo, carnes, pescado y lácteos no pueden faltar en su dieta. También puedes incluir legumbres, que aportan proteínas vegetales.  
  • Acostúmbralos a tomar agua para hidratarse.

Los niños necesitan una alimentación saludable para poder crecer, aprender, comunicarse, pensar, socializar y adaptarse a nuevos ambientes y personas; para tener un correcto desarrollo psicomotor y prevenir enfermedades como la anemia, obesidad, caries dentales y problemas de aprendizaje escolar. 

Entre podemos hacerlo