Imagen del Concurso de Crecer Sano
Fill out my online form.

Alimentos para un invierno saludable

Cuando hace frío, el cuerpo tiene que hacer un mayor esfuerzo para mantener la temperatura interior, lo que debilita las defensas encargadas de combatir los virus y bacterias que provocan los resfríos, gripes y enfermedades típicas del invierno. Por eso, debemos reforzarlas poniendo atención a nuestra alimentación.

  • Verduras y frutas: naranjas, mandarinas y kiwis te entregan vitamina C, que te ayudará a combatir los síntomas del resfrío; espinacas, acelgas, y alcachofas aumentarán tus defensas; ajo y cebolla tienen propiedades antivirales y antibacterianas que te protegerán de las infecciones. La zanahoria, por su parte, es rica en betacaroteno, que al transformarse en vitamina A, ayuda a mantener las mucosas en buen estado.
  • Legumbres: nada mejor para el frío que ¡un rico plato de legumbres calientitas! Son una fuente natural de fibra, de proteínas de origen vegetal, de hierro y zinc, que ayudan a fortalecer las defensas.
  • Pescado: los azules como el salmón, el atún, el jurel, nos entregan vitamina D, una vitamina que en el verano recibimos del sol y que es muy importante para la absorción del calcio. 
  • Huevos: tienen minerales importantes para nuestras defensas, entre ellos el zinc y el selenio. Además, son muy ricos en vitaminas, proteínas y ácidos grasos. 
  • Jengibre: es un alimento conocido por sus propiedades medicinales. Ayuda a despejar las vías respiratorias y ayuda a eliminar los resfríos porque estimula la transpiración cuando se toma como infusión o en un té.
  • Alimentos fermentados: yogurt, chucrut, pan de masa madre, entre otros, al tener probióticos, nos ayudan a tener una flora intestinal saludable, lo que ayuda a fortalecer en el sistema digestivo e inmunitario. 
Entre podemos hacerlo